Aquí estoy...

Como si fuese un discípulo de Borges, amo con derroche, como dice él, los atardeceres, los arrabales, lo mítico y la desdicha. Me gustaría disfrutar ahora de la sencillez de la Belleza. Pero con sosiego. Aunque mis ojos, en un remedo de Terenci Moix, ya no puedan ver ese puro destello que me deslumbraba, aunque ya nada pueda devolver la hora del esplendor de mi Barrio, de la gloria mítica, no voy a afligirme, ni con la infelicidad, porque la belleza siempre perdura en el recuerdo.



viernes, 6 de octubre de 2017

ISHIGURO, Nobel de Literatura 2017

“No soy periodista, mi papel no es comentar la actualidad sino dar un paso atrás... Pero estamos en tiempos inciertos. Todos tenemos la responsabilidad de ser parte de lo que pasa en el mundo. Una de nuestras tareas es determinar donde empiezan y terminan nuestras responsabilidades públicas. Mucha gente ha perdido la confianza y sufre para encontrar su camino. Confío en que la literatura sirva para ello”.

Ha dicho Kazuo Ishiguro, el escritor britanico nacido en Japón, y Premio Nobel de Literatura 2017. Tendrán que esperar a la distinción Murakami o Javier Marías, de acuerdo, pero yo no voy a esperar más para conocer a este autor, incomprensiblemente inédito dada mi prodigalidad lectora, cuya prosa, y mensaje, cobra más importancia en estos confusos tiempos actuales. Tal vez comience con su afamada novela 'Los restos del día', o por 'Los inconsolables' y a la que pertenece este fragmento:

"Tengo el presentimiento de que no tardará más que un instante en suceder, un mínimo instante incluso..., siempre que sea el instante justo... Como una cuerda que súbitamente se rompe o una cortina que de pronto se desploma y deja al descubierto un mundo nuevo, un mundo lleno de sol y de calor."

Enhorabuena. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario