Aquí estoy...

Como si fuese un discípulo de Borges, amo con derroche, como dice él, los atardeceres, los arrabales, lo mítico y la desdicha. Me gustaría disfrutar ahora de la sencillez de la Belleza. Pero con sosiego. Aunque mis ojos, en un remedo de Terenci Moix, ya no puedan ver ese puro destello que me deslumbraba, aunque ya nada pueda devolver la hora del esplendor de mi Barrio, de la gloria mítica, no voy a afligirme, ni con la infelicidad, porque la belleza siempre perdura en el recuerdo.



jueves, 5 de julio de 2018

"Todo muere"

Quizá por la proximidad del medio siglo, porque el día se ha presentado así de metafísico, de incertidumbres existenciales o espirituales o del más allá cuando el más acá está tan irresuelto, tan precario, he echado mano de mi íntima discoteca, de las canciones que se van soldando a mi personalidad, o incluso la condicionan, en los tiempos, los espacios, y los sentimientos, para rescatar y disfrutar esta “Everything Dies” (“Todo muere”), correspondiente al quinto álbum, “World Coming Down” (1999), de la banda de gothic/doom metal, Type o Negative, en el que su líder, fallecido a los 48 años, Peter Steele, acaso el prototipo del Übermensch o súper hombre que buscaba Nietzsche, se mostraba más humano, más accesible a temas como Dios o la muerte.

"Estoy buscando algo que no puede encontrarse, pero tengo esperanza / Sigo soñando con mi padre -aunque murió / Mi madre está muy enferma -quizá muera / Aunque mi pequeña está bien -ella morirá / Sigo buscando a alguien que ya se fue - apenas puedo continuar / Ahora me odio a mí mismo -ojalá muriese / ¿Por qué? -oh Dios te echo de menos / Te echo de menos de veras. / Todo muere -todo muere / No, no, no, no."


Morirá hasta este día con sus reminiscencias filosóficas en torno al tánatos, o uno de “los disfraces de la muerte” como definió Sciacca, y en el que volveré a recurrir a Epicuro para seguir su ejemplo y no preocuparme de estas abstracciones.


No hay comentarios:

Publicar un comentario